cloud

Informática en la nube: cuál es el momento de subcontratar sus datos

Nube pública, privada o híbrida, la informática en la nube te permite subcontratar tus datos y tus aplicaciones. Los servidores no están ubicados físicamente en tus instalaciones. Esto te brinda la oportunidad de ahorrar tiempo, que puedes dedicar a tu negocio principal. Además, esta solución te ofrece la posibilidad de reducir tus costes operativos.

La informática en la nube te ahorra tiempo

Las soluciones de subcontratación para tus sistemas de información a menudo se gestionan por completo. Todo esto es tiempo libre para tu actividad. No tienes que preocuparte por las actualizaciones y el mantenimiento, ya que están automatizados. Como resultado, también puedes dedicar tus recursos humanos de TI al desarrollo de otros proyectos.

La entrega y puesta en servicio de tus servidores remotos es muy rápida. Solo se necesitan unos pocos clics para elegir su configuración, realizar el pedido y comenzar a usar tu solución en la nube. Además, la computación en la nube puede formar parte de un plan de continuidad empresarial. Por lo tanto, se destaca como una herramienta de respaldo para todos tus datos.

Subcontrata su infraestructura para ahorrar dinero

Las soluciones de computación en la nube son de tarifa plana y la facturación de su alquiler es mensual. Esto te ahorra grandes inversiones en TI: servidores, aplicaciones … Además, tienes la garantía de que las tecnologías a tu disposición son siempre las más recientes.

Además, este sistema de subcontratación de sus datos es flexible y modular. Ocasionalmente, puede transformar tu alojamiento para que se adapte exactamente a tus necesidades. Asimismo, es una solución escalable que puede adaptarse en tiempo real a medida que crece tu negocio. Puedes agregar instantáneamente recursos de software o hardware a tu suscripción.

Finalmente, la computación en la nube facilita el trabajo remoto para todos tus empleados. De hecho, puedes acceder a archivos y aplicaciones en tu nube desde cualquier lugar. Cualquiera que sea el dispositivo (ordenador, tableta, teléfono inteligente), una conexión a Internet es suficiente para mantener tu productividad

COMPARTIR ESTA PUBLICACION

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email